Mejores maneras de limpiar una plancha

Inicio » Mejores maneras de limpiar una plancha

Mejores maneras de limpiar una plancha

Esta herramienta es indispensable en cualquier hogar, pues tenemos la costumbre de siempre tener nuestras prendas de vestir presentables para no parecer descuidados y causar una buena impresión. Sin embargo, como todo utensilio del hogar, el hecho de limpiar una plancha es imprescindible para que dure mucho más tiempo.

La razón más común de tener una plancha de ropa sucia es debido a que, por accidente, se les olvida el electrodoméstico encima de una prenda de vestir al momento de estar planchando, ocasionando que la tela se adhiera a la base y dañe la superficie.

Para limpiar el equipo de manera efectiva y económica, podemos optar por ingredientes que tenemos en casa o, en su defecto, que podemos conseguir en cualquier súper a un precio muy accesible.

Mejores maneras de limpiar una plancha

Limpia tu plancha con vinagre

Siempre podremos contar con el vinagre para limpiar nuestro hogar y ¿por qué no? Nuestros electrodomésticos también. El vinagre, gracias a sus propiedades antibacterianas y ácidos, además del limón, son el mejor aliado de la limpieza.

Lo que debes hacer para limpiar tu plancha es lo siguiente:

  • Asegúrate de tener el electrodoméstico desconectado.
  • En una cacerola, pon una cantidad pequeña de vinagre, sin dejar que hierva, y le agregas media cucharadita del zumo de limón y media cucharadita de bicarbonato. Puedes sumergir tu dedo para verificar que esté a una temperatura aceptable para ti.
  • Cuando esté listo y todo disuelto, sumerge un pañuelo en la mezcla hasta que esté bien empapado y luego lo exprimes.
  • Pasa el pañuelo por la superficie de la plancha para ir eliminando las manchas. Humedece el pañuelo en la mezcla cada vez que sea necesario hasta que el equipo esté limpio.
  • Para limpiar los orificios de la plancha, puedes utilizar hisopos humedecidos con la mezcla para un mejor resultado.

Agua oxigenada para manchas de óxido

Para este remedio debes tener mucho cuidado, porque manejarás la plancha estando caliente, por lo que toma todas las medidas necesarias para evitar accidentes.

  • Enchufa la plancha y espera a que caliente un poco, a una temperatura media.
  • Humedece una mota de algodón o un pañuelo en el agua oxigenada y, con cuidado de no quemarte, pásalo por la superficie del electrodoméstico.
  • Cuando ya no puedas sacar más manchas, desconecta la plancha y con un pañuelo limpio y seco quita los restos de óxido y de humedad que pueda haber en su superficie.

Sal gruesa para limpiar

Si en tu hogar utilizan la sal gruesa para condimentar sus comidas, puede también ser un buen aliado a la hora de limpiar tu plancha de ropa. El procedimiento es muy sencillo, solo debes:

  • Enciende la plancha a una temperatura media y espera a que se caliente.
  • Esparcir un poco de sal en el medio de un paño limpio y hazlo una bolita.
  • Cuando ya esté lista la plancha, frota el pañuelo con la sal por toda la superficie manchada hasta que desaparezcan.
  • Apaga el electrodoméstico y espera a que se enfríe. Por último, pasa un paño húmedo por la superficie para eliminar cualquier posible residuo que pueda quedar. Y listo.

El secreto para limpiar una plancha: cera de vela

Esta técnica se ha utilizado desde hace muchos años y realmente es una de las más sencillas de realizar. Simplemente enciende la plancha y deja que caliente por unos minutos. Luego, pasa una vela por la superficie, cuidando de no quemarte hasta que esté cubierta por completo.

Para culminar, apaga el equipo y pasa un pañuelo húmedo para finiquitar el trabajo ¡y listo! Es una técnica fácil, rápida y te saca de cualquier apuro.

Detergente para platos y bicarbonato

Estos ingredientes siempre suelen estar en la alacena del hogar. Con una combinación de ambos, puedes deshacerte de las manchas de óxido que pueda tener tu plancha. Solo debes hacer lo siguiente:

  • Conecta y enciende la plancha, a una temperatura media, y espera a que caliente un poco.
  • En una esponja o fibra no tan abrasiva, vierte un poco de detergente y esparce una cucharadita de bicarbonato encima.
  • Frota la esponja o fibra en la superficie del electrodoméstico hasta que las manchas poco a poco vayan eliminándose.
    • Ten cuidado de no tallar muy fuerte la plancha para evitar posibles rayones.
  • Finalmente, al limpiar una plancha pasa el pañuelo húmedo para quitar cualquier pegajosidad de la base y que quede impecable.